Friday, November 03, 2006

¿CUANDO TODO ERA FELICIDAD?

Contradiciendo la revolucionaria clase de "nuevo periodismo" de Víctor Coral, según la cual ningún periodista debería hacer un resumen a posteriori de un evento en vivo (con eso, se suspenden las conferencias de prensa, los resúmenes de las sesiones parlamentarias, los relatos de partidos de fútbol y, desde luego, los comentarios sobre presentaciones de libros) Santiago Roncagliolo comenta la presentación de Abril rojo en la Feria de Santiago, en la que estuvo acompañado por Alberto Fuguet. En realidad, no creo que Coral se moleste con él pues se limita a rescatar el recuerdo de un Roncagliolo adolescente persiguiendo con una cámara al ya famoso Fuguet en su primera visita a Lima. Por otra parte, mañana comentaré a posteriori lo que fue la polémica mesa en Santiago de Chile que compartí con Oswaldo Reynoso. Luego de eso, dudo que apruebe el curso del profesor Coral. Un diploma más que se me escapa.

5 Comments:

Anonymous Anonymous said...

no solo los diplomas se te escapan, también las mujeres, ahahahahahaha, mandril con peluka, ahahahaha

November 03, 2006  
Anonymous Anonymous said...

EL AFFAIRE REYNOSO

Señores Dintilhacos:

Todos sabemos la posición política de Iván Thays y Gustavo Faverón, por ello no nos sorprende que hayan reaccionado de manera intolerante y agresiva a unas declaraciones de Oswaldo Reynoso sobre una supuesta guerra popular en el Perú.
La posición política reaccionaria de estos mafiosos del universo bloger no requiere mayores pruebas.
Hay un tipejo, sin embargo, un escritorzuelo desdichado y oportunista, que por haber sido incluido en una antología financiada por Faverón y editada por Ruiz Orto, ha negado sus orígenes senderistas en Derecho en San Marcos, y ha salido a señalar con el dedo y soplonear a toda la blogósfera (igual que lo que hizo Coral con Kloaka) sobre el supuesto pro senderismo del maestro Reynoso.
Ese sujeto insoportablemente rastrero y lameculos de la mafia Thays-Faverón-Malca es Max Palacios, perpetrador de los libros más deficientes y contrahechos de la narrativa última.
Urge manifestar nuestro más profundo desprecio por este ser infame, manipulador e indigno que desde su hediondo blog empezó la razzia facista contra un escritor que solo supo darle la mano cuando lo necesitaba.

November 05, 2006  
Anonymous Anonymous said...

Thays ahora habla de Sendero y sus matanzas. Que hizo en esos veinte años aparte de consumirse en su autocompasión muy artística, posar de Valdelomar y perseguir adolescentes a las que luego golpeaba después de seducir? Agarra esa flor!

November 05, 2006  
Anonymous Anonymous said...

Esos tres mediocres de la foto se pelean todo el tiempo, ¿para qué?
Pues para demostrar que manejan el blog más informado y lleno de primicias respecto del acontecer literario peruano. ¿Esos los convierte en figuras importantes? Es como si tuviéramos que resignarnos a que las principales figuras del balombié nacional fueran el trío Butters-Rospigliosi-Trisano. No han pateado una pelota en su vida y quieren darnos cátedra.

November 05, 2006  
Anonymous Anonymous said...

Dintilhacos al parecer maxito anhela el día en que Coral gozaba del afecto de la mafia:

LA CRÍTICA MIOPE

Hace algunos días llamé la atención sobre el papel de la crítica y los reseñistas de los medios escritos con respecto a las publicaciones recientes de algunos autores. Pero no solo en este medio habían aparecido estos reparos contra la función de la crítica periodística. Ya Gustavo Faverón, en su momento hizo un llamado de atención sobre una reseña de Olga ¿Rodriguez? sobre la novela de Ampuero. Por su parte, Víctor Coral también se había manifestado en un post sobre la seriedad de esta reseña. Ahora le toca el turno a Iván Thays, quien ya en días anteriores había manifestado su incomodidad sobre la reseña de Maribel ¿de Paz? sobre la novela del mismo Ampuero.

November 08, 2006  

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home