Tuesday, July 11, 2006

MURIÓ SYD BARRETT

Muere el diamante de Pink Floyd
Syd Barret, uno de los miembros fundadores del legendario grupo de rock Pink Floyd murió a la edad de 60 años por complicaciones derivadas de la diabetes. Barrett estuvo recluido por más de 30 años tras dejar Pink Floyd, y se convirtió en uno de los rockeros más ermitaños. Además de su talento como guitarrista y cantante, aportó a la banda en sus comienzos la mayoría de las letras de las canciones que ayudaron a modelar su sonido progresivo.
(SIGUE EN EL PRIMER COMMENT)

15 Comments:

Blogger DINTILHAC said...

(SIGUE)

Nacido Roger Barret en la localidad inglesa de Cambridge, conoció en la escuela a Roger Waters con quien creó a Pink Floyd en 1965. Pero pocos años después, sus problemas por el consumo de droga afectaron su estabilidad mental y lo llevaron a abandonar el grupo, para vivir recluido casi por completo en las últimas tres décadas.
"Falleció hace un par de días en paz. La banda está naturalmente muy consternada y triste. Syd fue la luz que guió al grupo en sus comienzos y deja un legado que continúa inspirando", expresa un comunicado difundido por una portavoz de Pink Floyd.

El legado de Syd
La mayoría de los temas del primer álbum de Pink Floyd, "The Piper at the Gates of Dawn", pertenecen a Syd. "Diamante loco" fue la fuerza creadora de Pink Floyd y la música progresiva. Tras abandonar el grupo en plena sesión en un estudio de grabación, reapareció, irónicamente, cuando el grupo grababa en 1975 lo que sería un tributo a él: "Shine On you Crazy Diamond".
Las reacciones y tributos por la muerte de Syd Barret comenzaron a llegar apenas se conoció la noticia. David Bowie fue uno de los primeros en rendirle homenaje: "No puedo decir lo triste que me siento. Syd fue una fuente de gran inspiración para mí", dijo.
"Las pocas veces que lo vi actuar en Londres en los '60 estarán por siempre rondando en mi cabeza. Su influencia en mi manera de pensar fue enorme y una de las cosas que más lamento es no haberlo conocido. Fue un diamante, ya lo creo", comentó.

July 11, 2006  
Anonymous uk said...

Syd the myth...when his story trickled down to anyone in a band,young, mad, living in empty buildings, it was the myth that kept the fuel burning...to leave, to arrive....

July 11, 2006  
Anonymous Anonymous said...

¿Quien es Syd Barret, papay? En mi invasión, reggaeton nomás lo oimos.

Sin Barros

July 11, 2006  
Anonymous Anonymous said...

La primera vez que oí hablar de Syd Barrett, muerto ayer a los sesenta años de edad, fue en la calle Chincha, al costado de la Villarreal, en el centro de Lima, cuando un vendedor de discos de vinilo conocido como "Jarabe", me sacó un reluciente disco solista de quien había sido fundador de mi grupo favorito entonces (1987), Pink Floyd.

Esa primera experiencia sonora con las locuras musicales de Syd me marcaron durante un par de años por lo menos, hasta que me metí a la marejada punk y dark, y me olvidé del gran acróbata experimental que fue.

Hace como un año conseguí unos videos extraños -últimamente demasiadas cosas se me hacen raras- de este compositor, donde se le veía como protagonista de pequeños cortos y haciendo jammin's con otros músicos locos como él.

July 11, 2006  
Anonymous Anonymous said...

yo, sin ánimo de darme la parte, me comunicaba con Syd por MSN. Era muy divertido, y sabía algo de castellano que le enseñé. Incluso le envié mi novela. Como comprenderán, estoy muy conmovido.

Max Palacios

July 11, 2006  
Blogger Christopher Logue said...

Manifiesto:

Irving Layton, uno de los poetas más conocidos de Canadá, escribió su propia versión de las líneas de Hikmet:Por sobre todo, dijo, poesía es libertad. Estas palabras declaran un imperativo. Al comprometerse en el acto de escribir poesía, el poeta afirma y defiende el derecho humano esencial a la libertad.


A través de la historia, los poetas han estado en la vanguardia de la lucha por la libertad. Esto reside en la naturaleza misma del arte. Octavio Paz definió a la poesía, en parte, como “...conocimiento, salvación, poder... Una operación capaz de cambiar el mundo, la actividad poética es revolucionaria por naturaleza; un ejercicio espiritual, es un medio de... liberación”. (The Bow and The Lyre, McGraw-Hill, 1975). La escritura d! e la poesía es acerca del individuo que se sale de la norma para decir lo que debe decirse, a riesgo de la “no corrección” personal o política, para sacudir los poderes morales, sociales, políticos y/o religiosos del momento.


En sus orígenes, la poesía fue un arte oral y comunitario. Era un aspecto integral e importante de la sociedad. Era la memoria, la biblioteca, la genealogía, la historia, el orgullo y la voz colectiva. El papel del poeta era hablar de y para la comunidad. Era una posición de confianza sagrada. El poema estaba compuesto de palabras cargadas de sentido que trascendían, transformaban y traducían las vidas y acciones cotidianas a un plano de conciencia más elevado. Pero las comunidades crecieron y se diversificaron, y la poesía pasó a ser menos central a la vida de la sociedad, pasando gradualmente a ser temida por ! quienes detentaban el poder. Esto porque al hacerse marginal la poes&i acute;a, los escritores de poesía, podían ver y veían a la sociedad con un ojo más crítico. Con interés en el bienestar de la colectividad, con el sentido de cómo este bienestar se podía socavar en provecho del orden y la maleabilidad, los poetas podían hablar, y hablaban por loe oprimidos. Y lo que escribían, su poesía, se hizo sospechosa ante los ojos de las autoridades.


Con el desarrollo de la imprenta, la poesía pasó de lo comunitario a lo personal. La escritura y lectura de poesía pasó a ser un acto privado. El poeta le hablaba no tan sólo a la colectividad sino al individuo insito en ella. El/la poeta asumió el papel de la conciencia en las sociedades en que tener conciencia era un delito. El/la poeta urgió a que los individuos de la colectividad sintieran y pensaran por sí mismos. Así habla ! Pablo Neruda sobre el papel del poeta:

... Y yo trasmitiré sin decir nada
los ecos estrellados de la ola,
un quebranto de espuma y arenales,
un susurro de sal que se retira,
el grito gris del ave de la costa.

Y así, por mí, la libertad y el mar
responderán al corazón oscuro..

(Neruda, Pablo, Plenos poderes: Deber del Poeta. Buenos Aires: Losada, 1971. Segunda edición, 92pp.)

Para aquellos en el poder, sin embargo, eso era algo que había que desalentar. Y por supuesto se ha tenido que pagar un precio. La lista de poetas que han “desaparecido”, que han sido perseguidos, arrestados, exilados o asesinados es tan larga como la lista de dictaduras de derecha, de izquierda o morales que los ha puesto ahí. La ! lista trasciende a la historia y geografía. Y la historia nos m uestra que siempre y cuando hay un golpe de estado, los poetas están entre los primeros en ser atrapados y silenciados. Los poetas saben esto o deberían saberlo, y cada vez que toman un lápiz para escribir deberían estar concientes de las posibles consecuencias. Ser conscientes de esto les debería dar una razón para no soltar el lápiz.


En Canadá tenemos el derecho a ser libres. Porque hemos logrado este derecho con relativamente poca violencia y derramamiento de sangre, tendemos a olvidarnos lo precioso y precario que es. Lo damos por supuesto, olvidando que tenemos la responsabilidad de estar en guardia para protegerlo, no tan sólo para nosotros, pero para quienes no tienen este mismo derecho. Hablar por ellos no es tan sólo un acto igualitario, sino también un acto de autoconservación. Es un acto necesario. Porque si no hablamos, entonce! s, ¿Quién va a hablar por nosotros cuando nuestra propia libertad sea atacada?. Y no nos llamemos a engaño. Lo sera. De hecho, está constantemente sitiada por aquellos que piensan que el orden, la conformidad y la ganancia es el dios de tres cabezas que debemos adorar al precio de nuestros derechos y libertades sociales e individuales.


Vivimos en un mundo globalizado. No hay nada malo en esto. Después de todo, todos somos ciudadanos de este planeta. Pero tenemos que ser ciudadanos activos y vigilantes y ser custodios de nuestros derechos fundamentales. Sobre todo, debemos llamar la atención a los líderes que nos representan cuando abusan de su poder. Antes de que el Mercado capitalista se apropiara del término “globalización”, éste era sinónimo de una visión utópica de paz, armonía e igualdad universales. Era una idea y! un ideal en el que creíamos. Sin embargo, en el ámbito corporativo y gubernamental, ha pasado a significar otra cosa. Y se ha convertido en un medio de control. En su nombre derechos y libertades se han restringido, e incluso suprimido. Se han promulgado leyes restrictivas nacionales e internacionales. Se han construido prisiones nuevas y mejoradas, y se acrecienta el abismo entre pudientes y desposeídos. La globalización brilla con un resplandor siniestro.


Es el momento de recuperar la idea y el ideal, de limpiar la palabra de la mancha que la ha mancillado. La “Globalizacón” debe pasar a significar intercambio justo, salario justo, leyes Justas y por supuesto, libertad. La libertad de hablar y expresarse sin temer el arresto, la prisión, la tortura y la muerte.


Los poetas siempre han estado en la primera línea de la globalización. Participaron en el libre comercio, el intercambio libre de ideas ! y poemas, mucho antes de que les pusieran precios y códigos de barra. Han cruzado ansiosos las barreras idiomáticas, dando y tomando, a menudo clandestinamente, “productos” que verdaderamente valía la pena tener. Han traído de vuelta “noticias que son verdaderas novedades”. O como lo dijera alguna vez el poeta y ensayista ruso Osip Mandelstam: “Con frenesí sagrado los poetas hablan las lenguas de todos los tiempos y culturas... ”


Los poetas se refieren abiertamente al dolor, al sufrimiento, la crueldad, la prisión y la muerte. Pero también hablan de coraje increíble, esperanza y nobleza. Incluso en las prisiones brotan canciones de celebración, amor, ingenio, humor y perseverancia; canciones que llevan a las autoridades a la distracción y a veces a la autodestrucción.


En los úl! tiomos años, varios de los que aparecemos en esta antolog&iacut e;a hemos viajado a diversas partes del mundo y nos hemos encontrado con gente que trabaja activamente en la lucha por la libertad. Hemos sido testigos presenciales del trabajo duro, la vigilancia que eso implica. Recientemente nos hemos enterado de que algunos de ellos han sido arrestados bajo cargos de hablar contra su gobierno y traducir documentación relativa a las contravenciones de ese mismo gobierno a los derechos y libertades humanos. No les han sido imputadas acciones terroristas ni actos criminals, sino protestar, simplemente traducir. Ha sido por sus palabras. Como escritores, trabajadores de la palabra, cómo podríamos permanecer en silencio cuando el derecho mismo a la palabra está siendo atacado. No podemos.


Los poemas de esta antología son banderas de protesta contra estos ilegales arrestos “legales”. Abarcan un amplio espectro de temas y trasmiten las “noticias&! rdquo; a quienes comparten nuestro punto de vista, pero también a quienes se oponen a nuestros ideales, a quienes quisieran que nos calláramos y a quienes no les importa. Con estos poemas celebramos nuestra humanidad, nuestro potencial. El no hacerlo sería abandonar nuestras responsabilidades y nuestra libertad.


Esta antología es en defensa de Bahar Kimyongür, Nermin Þükriye Akar Özordulu, Talat Musa Asoðlu y Kaya Saz, actualmente en cárceles, en aislamiento, por tener conciencia y actuar de acuerdo a ella. Son activistas que hablan en representación del pueblo turco, pero ellos son sólo algunos de los muchos activistas que en todo el mundo los gobiernos quisieran silenciar. Ninguno de los poetas que figuran en esta antología es turco. Hemos asumido su causa porque se trata de seres humanos que luchan por los derechos y libertades de su pueblo. Y como poe! tas creemos que esto es razón suficiente.

E ndre Farkas, Elías Letelier, Carolyn Marie Souaid

Poetas Antimperialistas.

July 11, 2006  
Anonymous Anonymous said...

Caray, y yo escuchando a Los Compadres, Los Chamas, Palito Ortega, Leonardo Favio, Sandro, pucha que cholo soy y no me compadezcan...
No se por qué, presiento que en gustos musicales no hay argollas...

July 11, 2006  
Blogger malcom x said...

Un porrito en su nombre.

July 11, 2006  
Anonymous los orozco said...

Tenía sólo doce o trece años cuando oí a Pink Floyd con atención. Creo que fue "Animals" el disco que me abrió las puertas de un mundo del que jamás me apartaría, al dejarme subyugar --con el paso del tiempo-- por obras maestras como "The dark side of the moon", "The Wall" o "Wish you were here".

A los diesiciete, cuando llegué a la universidad, recién pude adquirir una copia de "The piper at the gates of dawn" y oírlo de cabo a rabo. Aunque suene algo trillado o hasta cursi, tengo que decir que desde entonces no fui el mismo. Basta con oír temas como "Astronomy domine", "Interestellar overdrive" o "Flaming" para conocer la justa medida del genio de Syd Barrett (compositor de casi todos los temas de ese primer álbum).

Se ha ido uno de los grandes, no hay duda de ello. Ahora no nos queda más que repetir las palabras dedicadas por Roger Waters al genio de Cambridge: "Wish you were here".

July 12, 2006  
Anonymous Anonymous said...

Un minuto de silencio por Syd.
Más aún porque el rock progresivo está un poco mirado de lado en Perú. Hace ya buen tiempo en algunas revistas sabatinas se decía que esas grandes aventuras musiclaes que sólo el progresivo puede entregar, ya no tenían cabida en este tiempo. Me parece que no. Si algo tiene el progresivo es que quizá ha sido uno de los únicos géneros del rock y de la música del siglo XX que es intemporal tanto como la música clásica, de la que el progresivo tanto ha bebido. Buen post

July 12, 2006  
Anonymous Anonymous said...

"Mónica Belevan | Perú, 1982 | Summa cum laude en filosofia. Poeta, ensayista, novelista y dramaturga. Publica muy de vez en cuando y para pocos. Deplora las notas biográficas, y se resiste, todavía, a esta (su editor la forzó). Trabaja, de momento, en proyectos literarios y filosóficos (Toccata/fugue, E., The Cold Fronts, Belicas, Lives of Julian Paleologus, The Razor & The Edge); teatrales (Nero); musicales (Introducing Walter Benjamin Britten); incursiones en la crítica de arte y experimentos conjuntos en literatura y teoría arquitectónica."

señores dintilacos,jálense a moniquita pa sus filas antes que se les adelante el jewish

sumacucumlaude? qué rico

July 12, 2006  
Anonymous Anonymous said...

mónica belevan | Perú, 1982 | @ Patafísica. Actualmente ocupada en varios proyectos de mecánica avanzada, entre los que se cuentan una tésis sobre ´´La función y lo inefable de la forma en la concepción estética de Wittgenstein y Duchamp´´, así como la elaboración del poemario The Wreck of the Large Glass: A Cadastral Register of Parts y de su ya mítica novela inconclusa: Toccata/fugue, a travesty; or The Impostors.

tremenda la chibola

July 12, 2006  
Anonymous Zángaro Lasso said...

yo me la comi, compadres. le dije que le iba a editar hasta con poster de regalo.

ademas soy un churrazo!!!

Zángaro Lasso

July 12, 2006  
Anonymous Anonymous said...

proyectos... solo proyectos... se puede hacer un currículum con proyectos?... cuándo publicará algo esa niña?... bah, ni siquiera está muy potable (bueno, pa la tira de serranos que visitan este sitio, cualquier desteñida es un cuero).

July 13, 2006  
Anonymous Anonymous said...

Pretty nice post. I just stumbled upon your blog and wanted
to say that I've really enjoyed surfing around your blog posts. In any case I'll be subscribing to
your feed and I hope you write again soon!

Here is my page; laser cellulite treatment

June 07, 2013  

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home